Deprecated: class-phpmailer.php is deprecated since version 5.5.0! Use wp-includes/PHPMailer/PHPMailer.php instead. The PHPMailer class has been moved to wp-includes/PHPMailer subdirectory and now uses the PHPMailer\PHPMailer namespace. in /var/www/wp-includes/functions.php on line 5051
Marianella Herrera, médico nutricionista | VOYZES

Descripción

Marianella Herrera

Médico nutricionista. Miembro de la Fundación Bengoa. Fuente experta para el tema del derecho a la alimentación.

Audio completo y transcripción de la entrevista realizada por Génesis Carrero Soto

Nombre del entrevistado: Marianella Herrera

Fecha de nacimiento: No disponible

Edad al momento de la entrevista: No aplica

Género: femenino

Nivel de educación: Postgrado

CiudadCaracas

MunicipioLibertador

Estado: Distrito Capital

RegiónCapital

¿El entrevistado es víctima directa de algún incidente relatado?: No

Fecha o rango de fechas del incidente mencionado en la entrevista: No aplica

Temas de derechos humanos relacionados: Salud/Alimentación

Tipo de violencia (si aplica): No aplica

Agresor: No aplica

Consecuencias de los hechos relatados: No aplica

Transcripción

—Periodista: ¿En Venezuela se respeta el derecho a la alimentación?

—Marinalella Herrera: El derecho a la alimentación es un derecho humano fundamental, es un derecho que viene reconocido desde el Tratado Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales donde expresamente se dice que un ciudadano o ser humano tiene derecho a tener el mejor nivel de vida posible y esto por supuesto incluye el derecho a la alimentación, a alimentarse bien, adecuadamente, a tener una vida digna, a tener acceso a los servicios de salud y al cuidado en salud, entre otros.

En Venezuela en este momento no hay un respeto al derecho humano a la alimentación, porque cuando nosotros vemos el condicionamiento que ocurre para satisfacer las necesidades alimentarias y sus consecuencias nutricionales, nos damos cuenta que hay una serie de obstáculos y de violaciones en consecuencia a este derecho. Una de ellas es el condicionamiento por razones políticas a la obtención o no y el acceso o no de los alimentos.

Después tenemos el contexto hiperinflacionario, después tenemos la falta de empleos dignos y de salarios dignos que peritan acceder a los alimentos. Sabemos que el principal factor protector de la seguridad alimentaria de una familia es tener un ingreso digno que permita el acceso, la compra adecuada de los alimentos que necesitamos, porque, a decir verdad y a ciencia cierta el patrón de alimentación requiere alimentos variados para poder cubrir todas las necesidades nutricionales y todos los requerimientos que tiene el organismo humano.

Esto lamentablemente en Venezuela hoy no se cumple.

—Periodista ¿A qué se debe el repunte en los casos de desnutrición y de personas que hurgan en la basura para alimentarse?

—MH: El repunte de los casos de desnutrición y de personas que buscan alimentos en la basura tiene una causa que duele mucho decirla, pero es así. Es consecuencia de políticas erradas para el manejo y gerencia del país, desde la inadecuada producción de alimentos que tenemos hoy en día, la ley de expropiación de tierras que mermó la producción nacional de alimentos, pasando por las políticas económicas erróneas que solamente hacen y fomentan y promueven y profundizan el contexto hiperinflacionario en el que ya nos vemos sumergidos por unos 8 meses.

Si no se rectifican las políticas económicas no vamos a salir de este abismo negro económico que además impide que una familia cubra las necesidades básicas de alimentación, de vestido, de educación, de recreación, porque la alimentación es algo muy básico, es lo primero. Sin estar bien alimentados no podemos educarnos, ni salir a trabajar, ni ser productivos, entonces caemos en este círculo vicioso terrible de desnutrición y pobreza y por eso vemos a tanta gente buscando en la basura como una alternativa para cubrir las necesidades que pueda cubrir con algo que encuentre en la basura que tampoco es que sea mucho.

Entonces, la causa son todas las anteriores, son todas las políticas públicas erradas a las cuales nos hemos visto sometidos los venezolanos.

—Periodista: ¿Cuáles son las consecuencias de la mala alimentación a corto y largo plazo?

—MH: Las consecuencias de la mala alimentación a corto, a mediano y a largo plazo son negativas. Al corto plazo pudiéramos decir que en forma inmediata una persona que no come, que no consume sus tres comidas al día y que pasa varios días sin comer va a tener fatiga, inclusive puede marearse, sentir dolor de cabella. Si es una persona que tiene cierta sensibilidad metabólica, tiene algún problema de insulina, hiperglicemia o hipoglicemia, allí pueden venir trastornos en el metabolismo de los diversos macro nutrientes y puede haber síntomas agudos debido a la no ingesta de alimentos en ese momento.

Si esto se transforma en algo crónico nosotros lo que vamos a ir viendo es una pérdida de peso progresiva, si esto continua, vamos a ver problemas importantes como la pérdida de masa muscular en los adultos, y en los niños vamos a ver retardo en el crecimiento en talla. El retardo de crecimiento en talla es una expresión de desnutrición crónica en los niños y eso se hace aún más grave cuando los niños tienen entre 0 y 2 años, porque entre 0 y 2 años, una vez que los niños han nacido se empieza a formar el cerebro que e s un órgano sumamente exigente desde el punto de vista nutricional y cuando no se cubren los requerimientos que periten este desarrollo cerebral y, más aún, si no se corrigen estos déficit en este periodo crítico del crecimiento que todavía pertenece a los primeros 1000 días de vida, nosotros vamos a tener cada vez más la posibilidad de que haya un daño irreversible para estos niños.

Esto también es importante, estas deficiencias es importante decir que hay que considerar los periodos de la vida en los cuales una persona se expone a estos estímulos ambientales negativos, es el caso de la escases de alimentos. Cuando una mujer está embarazada y hay escases de alimentos la mujer no va a ingerir muy posiblemente los nutrientes necesarios para que su hijo se desarrolle adecuadamente, ese nuevo ser que está creciendo, ese nuevo ser que crece.

Pero más allá de eso, en el periodo preconcepcional, los hombres y las mujeres que están expuestos a deficiencias nutricionales van a acumular una serie de consecuencias negativas que pueden expresarse cuando más adelante en sus vidas procrean un hijo.

Hay países que se toman esto muy enserio y comienzan a prevenir enfermedades como la diabetes, deficiencias oculares, como la obesidad, comienzan a prevenirse desde la etapa preconcepcional, es decir, antes de que la gente piense inclusive en tener un hijo.

Estamos hablando de jovencitos, de niños que al final e la infancia y la adolescencia temprana que es entre 10 y 14 años y aquí estamos viendo una ventana de oportunidad para prevenir todo lo que va a ser enfermedades a futuro. ¿Qué pasa en nuestro país donde tenemos un incremento del embarazo adolescente que ha sido alarmante?

Cómo va a hacer las futuras generaciones de venezolanos. Teneos un problema importante y vamos a tener que resolverlo en algún momento.

—Periodista: ¿Los productos de la caja Clap sirven de algo para llenar el vacío nutricional ante la escasez de otros alimentos comunes en la dieta del venezolano?

—MH Los productos de la caja Clap como productos, por supuesto que sirven para satisfacer en alguna medida las necesidades y requerimientos nutricionales de una persona, eso no lo dudamos.

El problema es la inconsistencia y la inestabilidad en la disponibilidad y el acceso de estas cajas. Sabemos por todo lo que se ha estudiado e investigado y las entrevistas en profundidad que se han hecho en las comunidades en las cuales tenemos acceso que la mayoría de las personas refieren haber recibido o ser beneficiadas del programa Clap, pero, también es cierto que esa misma mayoría refiere una inestabilidad y una inconsistencia en la entrega, entonces eso tampoco me sirve.

Por su puesto, si a mí me dan hoy un paquete de arroz, dos paquetes de pasta, tres kilos de harina de maíz y dos latas de atún, eso ayuda, el problema es que si yo tengo 10 hijos eso no me va a alcanzar para nada. Si yo tuviera cinco hijos, eso a lo sumo me dura unos pocos días y el problema viene cuando pasan dos, cuatro, cinco y hasta seis semanas sin que se concrete la entrega de estas cajas.

Para que nosotros pudiésemos decir que existe un programa de beneficios de alimentos, esta distribución tendría que tener otras características, pero no la tiene. Es una distribución de alimentos, militarizada en muchos casos, condicionada a que te inscribiste en un censo, te piden el carnet de la patria y ya esos son elementos discriminatorios porque obstaculizan el verdadero acceso a los alimentos.

—Periodista: ¿Qué cifras se manejan sobre desnutrición y problemas de alimentación en Venezuela?

—MH: Tenemos varias cifras disponibles en el país para hablar de desnutrición, una de ellas es la reciente encuesta Encovi del año 2017 donde prácticamente un 70% de los venezolanos manifiesta haber perdido 11 kilogramos de peso, no podemos decir que todos los que perdieron 11 kilos estén desnutridos, pero definitivamente es una cifra promedio que es alta y que indica el deterioro al cual se encuentran sometidos los adultos venezolanos.

Tenemos también una cifra que por demás es alarmante, es el 33% de niños entre 0 y 2 años que presentan retardo de crecimiento en talla, el retardo de crecimiento en talla indica condición crónica y la desnutrición crónica en una etapa que se considera un periodo crítico del crecimiento en los primeros dos años de vida extrauterina, quiere decir que es una desnutrición que se inició en el vientre materno, esa madre estuvo expuesta a condiciones negativas en su entorno y posiblemente esas madres no contaban con los alimentos suficientes para alimentarse adecuadamente durante el embarazo.

Por otra parte eso no es algo que ocurrió de la noche a la mañana, en el año 2013 nuestro equipo de investigadores realizó un piloto en el municipio Sucre donde encontramos que ya el 20% de las madres estudiadas presentaba una alteración del estado nutricional preconcepcional por déficit, y el 40% en aquel momento presentaba exceso de peso. Es decir, estábamos arrancando el embarazo para una cantidad importante de la muestra estudiada en malas condiciones, porque la obesidad durante el embarazo va a condicionar algunas complicaciones importante como la preclamsia, como la diabetes gestacional y por el contrario, las que inician el embarazo desnutridas tienen el riesgo de presentar hemorragias, niños con bajo peso al nacer, partos pretermino.

Entonces, realmente lo que está sucediendo de una manera u otra es que las nuevas generaciones de venezolanos se están comprometiendo y el futuro del país está comprometido. ¿Cuál es la generación de relevo que ese está formando? Y desde el inicio de la vida tenemos estos problemas.

—¿Cree que la violación del derecho a la alimentación violenta algún otro derecho?

—MH: En las violaciones al derecho a la alimentación, claro que se violentan otros derechos, cuando no se tiene una alimentación adecuada, tampoco se tiene una salud adecuada y cuando no hay posibilidad de alimentarse, cuando se está desnutrido, cuando no se corrigen las deficiencias nutricionales se experimentan mayores riesgos de que haya un compromiso del sistema humanitario, lo cual fomenta que hayan otras enfermedades, por ejemplo infecciones y en este momento en Venezuela, un niño desnutrido es mucho más vulnerable y susceptible a enfermarse de otras patologías.

No es lo mismo que una persona en buen estado nutricional, con buena capacidad de respuesta inmunológica se enferme de sarampión o difteria, a pesar de no contar con vacunas, pero que pasa cuando no está vacunado y además está desnutrido, es un terreno verdaderamente susceptible.

Además cuando no hay insumos para corregir y tratar las afecciones que padece la población. Entonces tenemos vulneración del derecho a la alimentación, vulneración del derecho a la salud y últimamente una violación el derecho a la vida de las personas, entonces sí, el derecho a la alimentación es un derecho tan fundamental que cuando se violenta y se viola este derecho en general, hay otros derechos que están siendo vulnerados.

Entrevistador: Génesis Carrero Soto

Fecha de la entrevista: 29/08/2018

Lugar de la entrevista: Entrevista vía WhatsApp

Cantidad de audios: 1

Duración de la(s) grabación(es): 18:14

Material relacionado: http://vocesdeldesamparo.com/

El repunte de los casos de desnutrición y de personas que buscan alimentos en la basura tiene una causa que duele mucho decirla, pero es así. Es consecuencia de políticas erradas para el manejo y gerencia del país…

Marianella Herrera

Nutricionista

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información adicional

Duración

15 – 30 min

Agresor

No aplica

Consecuencias de los hechos

No aplica

Naturaleza de la violencia

No aplica

Nivel de educación

Postgrado

Tipo de entrevistado

Especialista

Género

Femenino

Tipo de violencia según agente

No aplica

Fecha de la entrevista

20180829

Share
Translate »